La vocación de Betterways es el tráfico

Betterways nace para prestar los servicios de valor añadido para la Smart Mobility que necesita una Smart City, para que la explotación de la infraestructura de transporte, mediante las aplicaciones TIC adecuadas sea capaz de:

  • Garantizar una accesibilidad local flexible y eficiente
  • Proporcionar un sistema de transporte sostenible, innovador y seguro

Consecuentemente Bettweways está especializada en el diseño, análisis de factibilidad, evaluación de aplicaciones y propuesta de soluciones para Smart Cities, y sus productos han sido diseñados y desarrollados para tales objetivos.

Betterways combina la más alta tecnología con un profundo conocimiento del ámbito del tráfico. Esta combinación es el resultado de la colaboración entre la mitad de los socios fundadores de TSS con el laboratorio universitario independiente InLab y trabajando mano a mano con Everis.

Smart cities

Driver

Una Smart City es aquella ciudad con capacidad de respuesta a los retos que plantea el desarrollo tecnológico en lo que se refiere al desarrollo socioeconómico y a la calidad de vida. Es la ciudad que utiliza la tecnología, especialmente las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) para transformar sus sistemas básicos y optimizar el retorno de los recursos limitados. En una Smart City es imprescindible contar con la instrumentación adecuada y la interconexión de dispositivos móviles, sensores y actuadores, que permita la recogida y análisis de datos urbanos en cantidades sin precedentes, de calidad superior a la actual, cuyo análisis mejore sustancialmente la capacidad de predecir y gestionar los flujos urbanos y con ello la capacidad de impulsar la gestión inteligente de la ciudad.

La “inteligencia” de la ciudad es la resultante de:

  • La disponibilidad de sensores, que permiten una digitalización de los sistemas urbanos y su monitorización para captar datos que permitan medir su funcionamiento y hacer posible su mejora
  • La interconexión que permite enlazar las diferentes partes del sistema básico, logra que se comuniquen entre si y posibilita el procesamiento de los datos para convertir los datos en información, y
  • La inteligencia como capacidad para utilizar la información generada para identificar patrones de comportamiento y traducirlos en conocimiento para actuar de forma adecuada.

Especialmente en el caso de la Smart Mobility, uno de los pilares clave de una Smart City que a partir de la infraestructura de transporte y las aplicaciones TIC adecuada debe

  • Garantizar una accesibilidad local flexible y eficiente
  • Proporcionar un sistema de transporte sostenible, innovador y seguro

La Smart City es pues una ciudad sensorizada en la que, por lo que respecta a la Smart Mobility, su infraestructura de transporte (red vial, transporte público, otros modos “soft”) estará equipada con una red de sensores de tráfico fijos (Estaciones de Toma de Datos – Espiras de Inducción, Magnetómetros, Radar- cámaras de televisión con capacidad de procesamiento de imagen, antenas de captación de dispositivitos Bluetooth etc.) a los que hay que añadir como consecuencia de la evolución tecnológica los dispositivos móviles, en particular Smartphones y similares, que han cambiado totalmente el escenario objetivo de la información, que ha pasado de estar pensada exclusivamente para el vehículo, a estar pensada para la persona, el viajero, que necesita realizar su desplazamiento en un momento dado, para llegar a su destino a una hora fijada y puede utilizar un modo único o una combinación de modos, según le resulte más conveniente para satisface sus necesidades de movilidad. El cambio de escenario ha sido propiciado por los dispositivos móviles, que con su equipamiento GPS, se han convertido al mismo tiempo en fuentes de datos y en receptores de información de valor añadido.

Ahora bien, si la “smartness” de la ciudad tiene como punto de partida la tecnología, los sensores, y la recogida eficiente de los datos que ella genera, la plena “smartness” sólo se consigue mediante un procesamiento eficiente de los datos para generar una información fiable, puntual (lugar y tiempo) y de valor añadido (capacidad predictiva).

El camino hacia esa plena “smartness” necesita de las herramientas adecuadas para tomar las decisiones correctas. La finalidad de Betterways es continuar con el desarrollo de las herramientas necesarias para el proceso metodológico que:

  1. Se plantea de una manera racional, eficaz y económica, la respuesta de qué sensores se necesitan, cuántos se necesitan y dónde deben ubicarse en función de los objetivos que persiga el responsable de la toma de decisiones.
  2. Ayuda a extraer la información mejor y más eficiente a partir de los datos (medidas de variables de tráfico) heterogéneos y posiblemente inconsistentes, proporcionados por las diferentes familias de sensores. Los métodos y algoritmos de Fusión de Datos Multisensoriales proporcionan la respuesta a esta pregunta.
  3. ¿Se puede tener una estimación global del estado de una red vial y predecir su evolución a corto plazo sólo a partir de los datos de los sensores? La respuesta es no, hoy por hoy y posiblemente en un horizonte de largo plazo. Las herramientas de Betterways (estimación dinámica de patrones de movilidad representados mediante matrices de viajes Origen-Destino dependientes del tiempo y los modelos dinámicos de evolución de los flujos de tráfico en una red vial) proporcionan una solución fiable.
  4. ¿Cuál es la mejor forma de explotar esa información sobre el estado de la red vial y su evolución a corto plazo? Proponemos dos grandes áreas de actuación:
    • La de los Sistemas de Ayuda a la Toma de Decisiones de los responsables de la gestión del tráfico en un área urbana o una red de autopistas interurbanas (como por ejemplo los corredores de acceso a las grandes áreas metropolitanas) mediante la aplicación de los métodos de la Gestión Activa del Tráfico para identificar, a partir de la combinación del procesamiento de los datos en tiempo real y los modelos pertinentes, en qué punto de operación se encuentra la red objeto de la gestión y cuáles son las políticas de gestión más adecuadas en esas condiciones.
    • La de los Sistemas Avanzados de Información en tiempo-real y sus aplicaciones genéricas (diseminación mediante paneles de señalización variable, RDS-TMC, etc.) o específicas para la navegación tanto para usuarios privados como corporativos (flotas logísticas, tanto de personas –transporte a la demanda – como de mercaderías).